Apareció muerta tras avisar que la secuestraban por Whatsapp

DLN-.MÉXICO-.La joven abordó un taxi al salir de su trabajo, una pizzería ubicada en la alcaldía de Xochimilco, al sur de Ciudad de México, para reunirse con un grupo de amigos. Esa fue la última noticia de Daniela.

Desde ese auto, la adolescente mandó un aterrador mensaje a un amigo: “Creo que el taxi me quiere secuestrar”. Esa conversación fue difundida en las redes sociales bajo el hashtag #NiUnaMenos.

mexicana.jpg

Recién casi tres semanas más tarde, la Procuraduría General de Justicia de Ciudad de México implementó un dispositivo de búsqueda en el poblado de Parres, a 26 kilómetros de donde Daniela abordó el taxi y donde se supo de ella por última vez.

Ernestina Godoy, titular de la alcaldía, informó ese día que se habían localizado en la zona dos osamentas aún no identificadas.

Embed

Uno de los cadáveres tenía ropas similares a la de la desaparecida. Pero recién este viernes, afuera de las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia de la capital mexicana, un hombre, que se identificó como tío de Daniela, confirmó que una de las dos osamentas halladas pertenecía a la joven.

Share this:

Leave comment